diciembre 11, 2017

Luego de reuniones informales

EL GOBIERNO CONVOCÓ A LA PARITARIA DE LA LEY 10471

Se abrió la negociación

La prolongada lucha sostenida por CICOP a lo largo de todo el año logró finalmente abrir un canal de negociación con el Gobierno que, luego de una sola reunión formal allá por el 30 de mayo, no había vuelto a convocar a los sindicatos que representan al sector de lxs profesionales de la Salud. Luego de dos reuniones informales con funcionarixs de Economía y Trabajo, se produjo el llamado a Paritaria y podrían estar dispuestos a mejorar la única oferta salarial formulada, así como a abordar el conjunto de los temas conflictivos en el área y que conforman nuestro extenso pliego de reclamos.

La pauta establecida en la Paritaria general para la mayoría de los gremios estatales, en el contexto de una decisión política de ajustar a lxs trabajadorxs del sector con salarios a la baja y peores condiciones laborales con acuerdo del sindicalismo aliado, ha provocado una laboriosa tarea de nuestra parte para generar una mejor situación para la Salud Pública provincial. La escasa importancia en la agenda del Gobierno y la incapacidad manifiesta de la gestión ministerial han dejado a hospitales, centros de salud, trabajadorxs y población en un estado de indefensión absoluta, sólo sostenidos por la pelea cotidiana de quienes estamos dispuestos a defender el derecho a la Salud como el bien más preciado.

 Los temas en conflicto

Como venimos diciendo reiteradamente, el Gobierno debe mejorar la propuesta salarial, contemplando la inclusión de residentes y becarixs en la misma, así como también el valor de los reemplazos de guardia con el concomitante incremento del fondo destinado para ello. Debe comprometerse al pago de los reemplazos de guardia adeudados en un plazo perentorio, teniendo en cuenta que hay cada vez menos postulantes para cubrir los lugares desocupados.

En lo que respecta a becarixs, el acuerdo alcanzado de pase a interinxs en la paritaria 2016 debe ser cumplido inexorablemente. Hemos mencionado taxativamente que no saldremos del conflicto sin esa cuestión saldada, habida cuenta del flagrante incumplimiento en curso y con la imperiosa necesidad de equiparar los derechos de quienes hoy sostienen con voluntad y compromiso una tarea indispensable en el sistema.

Otra cuestión significativa a ser discutida es la implementación definitiva del decreto de Desgaste laboral, que cuenta con una norma vigente, pero incumplible a partir de la equivocada interpretación oficial que provoca cargos deudores impagables. Urge retomar las mesas técnicas que aborden esta cuestión con voluntad de resolución, volviendo a poner en el centro la afectación de la salud que provoca la tarea que desempeñamos como trabajadorxs del área.

También llevaremos a la mesa de negociaciones el tratamiento de las condiciones laborales de lxs residentes, teniendo pendiente la definición del reglamento que paute concretamente sus derechos como trabajadorxs del sistema; la convocatoria a reuniones específicas para acordar acciones en Infraestructura y Violencia, temáticas hasta ahora decididas sin el debido consenso; la puesta en plena vigencia de las comisiones de recursos humanos, a fines de definir en forma conjunta las solicitudes de designaciones en cada establecimiento; y el compromiso de nuevos cargos, teniendo en cuenta el marcado déficit de profesionales en la mayoría de los hospitales y centros de salud.

Asambleas y Congreso de Delegadxs

La propuesta que emane de la reunión paritaria debe ser indefectiblemente de carácter integral. El avance en eventuales resoluciones deberá contemplar todas las temáticas en conflicto, las cuales son el resultado de un conocimiento acabado de lo que sucede en nuestros lugares de trabajo. Seguimos insistiendo en que las soluciones de fondo están indisolublemente ligadas a un cambio rotundo en las políticas sanitarias que se han implementado hasta ahora, incluyendo de un modo insoslayable un aumento considerable en el presupuesto para el área.

Las conclusiones de la reunión paritaria serán enviadas inmediatamente a las seccionales para su valoración en las asambleas de la semana. Los mandatos que surjan de ellas serán puestos a consideración en el Congreso de Delegadxs que se llevará a cabo el próximo sábado 5 de agosto en la sede de nuestro gremio. Entre todxs, en forma colectiva y como habitualmente, decidiremos los pasos a seguir por CICOP.

A %d blogueros les gusta esto: