diciembre 15, 2018

Un buen sorbo en la tierra del vino

Con el regreso del Belluschi, tantos de Mouche, Reniero y Gaich, San Lorenzo venció 3-1 a Estudiantes de La Plata y se metió en los cuartos de final de la Copa Argentina. Ahora se viene Temperley...

Tres para triunfar. Mouche desde los 12 pasos: fuerte, esquinado, inatajable. Reniero infalible, manejado por los hilos de Belluschi, dejando muestras de que siempre está. Y Gaich, que ya empieza a enrojecer las gargantas cuervas con gritos clave. San Lorenzo metió un muy buen triunfo ante Estudiantes de La Plata, lo venció por 3-1 en Mendoza y se metió en las cuartos de final de la Copa Argentina.

La tarde arrancó con el pie derecho. O izquierdo en este caso: Mouche capitalizó desde el punto penal una falta que le cometieron a Gaich y puso el 1-0 con el que se bajó el telón de la primera etapa. San Lorenzo era superior a su rival, manejaba la pelota y pese a que carecía de cierta profundidad, prácticamente no sufría en su propio arco. No obstante, una jugada aislada le dio al Pincha el empate mediante un cabezazo de Sánchez. Con la historia 1-1, vino el retorno del Rey y sus pinceladas conocidas: Belluschi, cabeza levantada, pelota en los pies y el guante para la asistencia a Reniero, que no falla, siempre está, y con una definición a lo goleador puso otra vez al Ciclón en ventaja. Pero aún faltaba un capítulo, porque Gaich la agarró la bola en tres cuartos de cancha luego de un buen pase de Botta, puso quinta a fondo, se escapó a su marca y definió de zurda, rasante, pare el 3-1 definitivo.

En cuartos de final, el Ciclón enfrentará a Temperley, en día y horario a confirmar. Antes se viene un compromiso por la Superliga: el domingo, desde las 11, el conjunto del Pampa Biaggio visitará a Banfield en el Sur.

 

www.sanlorenzo.com.ar

Compartir con: