enero 20, 2019

“Tenemos que generar entusiasmo e ilusión para volver a creer”

Burdisso completó sus primeros días de trabajo como Director Deportivo y le dejó un mensaje para 2019 para los hinchas de Boca: “En la adversidad, el hincha de Boca da lo mejor que tiene. Estamos esperanzado en que vamos a tener un gran año”, confió.

En medio de una agenda cargada de reuniones y llamados, de presentaciones y reencuentros, el flamante Director Deportivo, Nicolás Burdisso, hizo un stop para repasar las sensaciones del regreso al club que lo vio nacer y también para detallar los principales lineamientos del proyecto futbolístico que buscará imprimirle al club en los próximos dos años.

Con su experiencia de haber transitado las divisiones inferiores hasta consagrarse con siete títulos en Boca, y luego de un extenso recorrido en el Calcio italiano, Burdisso adquirió conocimientos para planificar un proyecto “integral, a largo plazo y con objetivos reales y realizables”. No obstante, al margen de la planificación a largo plazo, el Director Deportivo se centralizó en un objetivo prioritario que excede la elección del nuevo entrenador o la búsqueda de refuerzos: generar entusiasmo e ilusión para volver a creer.

-¿Cómo fueron tus primeros días como Director Deportivo?

-Fueron días cargados de emociones, de sensaciones, pero traté de extraerme porque el rol y el cargo es grande y hay que tomar decisiones. Me concentré más en las necesidades del club, que en mis propias emociones”.

-Las primeras horas son de pura adrenalina, ¿pero hubo espacios para recordar tu paso por el club?

-Siempre hay espacios para acordarse de pequeñas cosas porque ves alguna foto, algún trofeo. Estuve comiendo en los dormís, ahí viví cuatro años y me acuerdo perfecto. En cualquier momento que te distraes, se te viene a la memoria un recuerdo y eso está ligado a la gloria de un momento histórico y único como el que me tocó vivir”.

-Te retiraste hace poco, ¿te imaginabas que el primer paso también lo ibas a dar en el club?

-Imaginaba que iba a volver. Lo imaginé muchas veces. Nunca antepuse mi figura por los momentos del club y las necesidades. Sabía que se iba a dar solo. Era un momento lindo para construir algo, para gestar algo diferente, nuevo. Ahora estamos en los primeros días y ojalá sean los primeros de algo realmente lindo”.

-¿Qué cosas incorporaste para este cargo de tu época como jugador?

Toda la vida fui muy curioso y muy atento a aprender, lo soy todavía. Más allá de liderar ciertos momentos siempre me gustó la posibilidad de aprender y de contagiar. En el mundo del fútbol hay muchísimo material para hacer, a nivel humano no solamente fútbol. Lo digo y lo repito, no puede ser sólo un juego o fútbol, es algo más allá de eso sobre todo cuando uno va aprendiendo. En base a eso, aprendí muchísimo de grupos, de jugadores, de Directores, de necesidades de los clubes, de estructuras. En base a eso, una realidad como la de Boca me parece única para ser un ejemplo en el mundo y para poder hacer algo realmente grande”.

-¿Tenés algún referente en el puesto de Manager Deportivo?

-Hay muchos que han hecho las cosas realmente bien. No tengo una figura, sino más que nada un método a aplicar, de sembrar, marcar líneas y reglas que ayudan muchísimo a nivel disciplinario, pero por sobre todas las cosas a crear, a crear siempre una ilusión, un entusiasma a través de este juego que es hermoso”.

-¿Dónde te vas a ubicar físicamente para desarrollar tus funciones?

-Me estoy terminando de acomodar, pero me gustaría que mi oficina sea cercana a un campo de juego para tener la posibilidad de ver y evaluar el trabajo no solo de los jugadores, sino también de los entrenadores. Y también a toda la gente que, con pequeños detalles o grandes responsabilidades, también influyen en el rendimiento del equipo para tener buenos resultados. Acá el mérito es de todos, del primer al último componente del club: desde el que abre el portón, el que lava la ropa… toda esa energía también influye en el gran objetivo que tenemos de lograr resultados. Mi trabajo será que todos estén a predisposición y enfocados en poner al jugador en su mejor nivel posible”

-¿Cómo planificas tu trabajo a corto y largo plazo?

-Mi trabajo es integral y a largo plazo, con distintos tipos de objetivos, pero completamente reales y realizables. El objetivo siempre es ganar y, en base a eso, tenemos que proyectar nuestro trabajo. Hoy, por sobre todas las cosas, tenemos que generar entusiasmo y una ilusión para volver a creer. No se trata solo de un entrenador o de un jugador, sino de todo un grupo que contagie a esta gente que es tan maravillosa. Después de ahí, hay que crear una estructura del área de fútbol, de seguimiento de jugadores y de crecimiento en base a los juveniles. Son objetivos más bien a largo plazo, son muchas cosas por hacer. Son ideas que tengo, pero, por sobre todas las cosas, son cuestiones que las he vivido y por eso las quiero transmitir”.

-¿Qué le dirías a los hinchas de Boca hacia el 2019?

-Antes que nada, en lo personal, tengo un agradecimiento eterno por el cariño que siempre me han dado y por lo que me tocó vivir en el club. Esta es una posibilidad única para mí y si hay algo que identifica al hincha de Boca es que en el momento de dificultad da lo mejor que tiene. Yo siempre fui hincha de Boca y me identifico con esa manera de vivir la vida. Estamos más unidos que nunca y esperanzados en que el año próximo será un gran año para todos los hinchas de Boca”.

 

www.bocajuniors.com.ar

 

Compartir con: