noviembre 22, 2017

Necochea: El Polo Productivo recupera su ritmo

“Con esta nueva gestión hemos empezado a producir otra vez”

Así lo destaca Paola Romero, presidenta de la Cooperativa “Mujica II”, dedicada a la fabricación de aberturas de aluminio en este espacio municipal, donde también desarrollan sus tareas otros tres grupos impulsados por el Programa Argentina Trabaja. 

A diferencia de épocas anteriores, cuando eran moneda corriente las situaciones apáticas por parte del Estado municipal para con las labores desarrolladas por los integrantes de las cooperativas del programa Argentina Trabaja, quienes se encontraban sumidos en el desamparo y la desesperanza, las sensaciones que quedan apenas se ingresa al Polo Productivo en la actualidad son totalmente contrapuestas.

La nueva impronta que se le ha dado al espacio desde la gestión del intendente Facundo López se ve rápidamente reflejada en el esfuerzo, el compromiso y el compañerismo con el que se desarrollan las tareas diarias en el establecimiento, impresiones que se perciben en el ambiente y también en la creciente productividad laboral.

Al presente, son cuatro las cooperativas que funcionan en o desde el Polo, acompañadas por la Subsecretaría de Producción e Innovación Tecnológica municipal, área encabezada por Leonardo Ruggiero que funciona como articuladora con las actividades de la comuna. “Una es la “Mujica I”, que está trabajando en el barrido de Quequén y que, cumpliendo con el Argentina Trabaja, desarrolla la producción de baldosas aquí”, detalló el coordinador de los talleres productivos, Isidro Coria.

 

La Cooperativa Mujica II fabrica cuatro aberturas diarias que se destinan a distintas instituciones o para asistencia habitacional.
La Cooperativa Mujica II fabrica cuatro aberturas diarias que se destinan a distintas instituciones o para asistencia habitacional.

Otras dos son la “Ribera Quequén” y “Servicios Integrales”. Mientras la primera “se encarga todos los días de la producción de reticulados y bloques”, la otra “desarrolla tres tareas simultáneas. Algunos de sus integrantes trabajan en el Polo, otros dos en el Cementerio Municipal, haciendo tareas específicas de arreglos en veredas y otros sectores, y los últimos cinco hacen trabajos de albañilería para Desarrollo (Humano y Políticas Sociales), solucionando problemas habitacionales”, explicó Coria.

Capacitándose continuamente para mejorar su producción y poder fabricar otro tipo de aberturas, cuando se ingresa al sector de talleres se puede observar inmediatamente la faena de los numerosos componentes de la Cooperativa “Mujica II”, dedicada de lleno a la carpintería de aluminio.

“Por ahí la gente no nos conoce mucho, pero siempre estamos trabajando en conjunto con la Municipalidad”, destacó su presidenta Paola Romero, todavía con las herramientas de trabajo en la mano.

“Desde el municipio siempre están apoyándonos y estamos muy agradecidos por esta oportunidad. Hace cinco años que estamos en esta Cooperativa, arrancamos con barrido de calles y cambiamos el proyecto para poder hacer carpintería. Hoy contamos con maquinaria y cosas que no creíamos poder tener; además de la salida laboral que tienen los chicos con cursos que cada vez son más intensivos”, enumeró la referente sobre los beneficios de integrar el programa Argentina Trabaja en nuestro medio.

Once integrantes son los que, al día de hoy, impulsan “Mujica II”, acompañados por un grupo conformado por otras 24 personas que se capacitan en el taller. “Se sumaron a nosotros con muchas ganas de trabajar. Acá tenemos el equipamiento adecuado para brindar un curso de esa categoría y un profesor que nos guía”, afirmó Romero sobre la formación que se brinda en el lugar y que también los enriquece a ellos, brindándoles la posibilidad de “salir con un título que sirva como para emplease en cualquier otro lugar”.

“Las cooperativas brindan inclusión a las personas que están sin empleo pero, además, acompañan muchas otras tareas, como distintos eventos a beneficio”, manifestó la presidenta sobre el fuerte rol social que cumplen este tipo de agrupamientos.

Y sobre su accionar: “tuvimos un inconveniente con el tema de las herramientas y había una traba desde Nación con el dinero que se nos suministra para los insumos, pero ahora, con la nueva gestión de la Municipalidad, que ha ido acomodando los papeles, hemos empezado a producir otra vez unas cuatro ventanas por día”.

Por último, con respecto a la utilización de estas herramientas, Romero explicó que “estamos esperando poder utilizarlas en conjunto con Desarrollo Humano”, destinadas a programas que beneficien a familias en situación de vulnerabilidad u otros grupos en riesgo, mientras que “el año pasado pudimos donar las ventanas a escuelas y familias que necesitaban. La gente quedó muy conforme y siempre nos están llamando para pedirnos más. Lo importante es que sean elaboradas para un programa social, para un fin directo”.

A %d blogueros les gusta esto: