noviembre 19, 2017

Para La CTAA el Gobierno actúa como si estuviera en guerra contra el pueblo

Repudio de la CTA Autónoma

Una vez más las fuerzas represivas actuaron en contra de los trabajadores. Esta vez fueron los trabajadores y trabajadoras de Pepsico quienes sufrieron en su cuerpo las consecuencias por defender su puesto de trabajo”, así comienza el comunicado emitido por la CTA Autónoma, firmado por Ricardo Peidro, Daniel Jorajuría y Carolina Ocar, que ACTA reproduce a continuación.

“A las 7.00 de la mañana, efectivos de la Policía Bonaerense, conjuntamente con Gendarmería Nacional -en un enorme operativo que involucró a alrededor de 500 efectivos- reprimieron y desalojaron brutalmente a los/as trabajadores/as de la planta que la empresa PepsiCo tiene en la localidad bonaerense de Florida, partido de Vicente López.

“Con balas de goma, gases lacrimógenos, gas pimienta, palos y golpes concretaron el desalojo de la planta que los trabajadores mantenían tomada en defensa de su fuente laboral. Entre los trabajadores hay 15 heridos y detenidos en la Comisaría 1a. de San Fernando. De la misma manera, las fuerzas de seguridad aplicaron el protocolo antipiquetes a trabajadores de prensa, impidiéndoles registrar el accionar represivo.

“La empresa había decidido de un momento a otro cerrar la planta de Vicente López dejando a casi 600 familias en la calle con argumentos que son insostenible, dado que la fábrica estaba funcionando en condiciones normales, sin alertar crisis ante la autoridades pertinentes, como establece la ley.

“Ante esta situación, la CTA Autónoma hace propia la denuncia de los trabajadores de Pepsico al afirmar que, con el intento de “relocalizar la producción”, en realidad están encubriendo la decisión de la empresa de despedir a 600 trabajadores y trabajadoras con el único objetivo de contratar personal en condiciones de mayor precariedad laboral y con menores derechos laborales.

“La Central alerta sobre este nuevo intento del Gobierno Nacional de suplantar la Justicia Laboral y la instancia de mediación y diálogo, que debería adoptar el Ministerio de Trabajo como marca la Ley de Empleo 24.013, y reemplazarla por la Justicia Penal y sus jueces que actúan como gerentes de las multinacionales y no como garantes de los derechos de los ciudadanos.

“En esta línea denunciamos la decisión del Gobierno de formar parte de la estrategia de las corporaciones en su intento de acorralar a los trabajadores. Con un Ministerio de Trabajo ausente, la Justicia Penal junto a las fuerzas represivas custodian los intereses de las empresas y corporaciones con el propósito de profundizar en nuestro país las políticas neoliberales de ajuste, pérdida de derechos y miseria para nuestro pueblo.

“Responsabilizamos al Gobierno Nacional de Mauricio Macri y al Gobierno de la Provincia de Buenos Aires de María Eugenia Vidal, no sólo por las pérdidas de los puestos de trabajo sino también por las consecuencias sociales y políticas que puede traer a nuestro país, el rumbo de la política económica del Gobierno.

“Una vez más, desde la Central de Trabajadores de la Argentina, convocamos a todas las fuerzas sociales, sindicales y políticas a acompañar las demandas de nuestro pueblo y también a encontrarnos en espacios de debate y acción para fortalecer la unidad en la búsqueda de caminos que conduzcan a la justicia, más democracia y a la paz para nuestro pueblo”.

 

A %d blogueros les gusta esto: