EL MINISTERIO DE TRANSPORTE BONAERENSE COLOCÓ DOS ESTRELLAS AMARILLAS EN CAÑUELAS

El Ministerio de Transporte de la Provincia de Buenos Aires, junto a la Asociación Estrellas Amarillas, acompañaron a familiares y amigos de Liliana Beatriz Altamiranda y su hija Evelin Yamila Melendres, quienes fallecieron en marzo de 2020 en un siniestro ocurrido en la intersección de la Ruta 3, con la calle Juan XXIII, de la ciudad de Cañuelas.

En el simbólico homenaje se colocaron dos carteles al costado de la Ruta 3, con sentido descendente hacia Virrey del Pino, autorizados por la Municipalidad de Cañuelas, y se pintaron dos estrellas amarillas sobre el asfalto, para recordarlas. De esta forma, cada persona que pase por el lugar sabrá qué pasó para tomar conciencia sobre la importancia de conducir con responsabilidad.

Las estrellas fueron pintadas por los hijos y hermanos de la víctima, David, Micaela y Matías, y por Raúl Alberto Melendres, esposo y padre, acompañados de familiares y amigos.

En este marco, los familiares y amigos pidieron por justicia. «Me gustaría que no vuelvan a ocurrir estas cosas, que nadie tenga que perder a un familiar de esta forma y pedir que se haga justicia», expresó David Melendres, hijo de Liliana Altamiranda y hermano de Evelin Yamila Melendres.

Por su parte, la presidenta de Estrellas Amarillas La Plata, Andrea Giles, manifestó la importancia de que salga con celeridad en la Legislatura bonaerense la Ley de Alcohol Cero al volante: «Pedimos que pronto se apruebe la Ley de Alcohol Cero que ya se presentó en la Legislatura bonaerense», y añadió que «es fundamental concientizar a los grandes y educar a los chicos sobre la responsabilidad que implica estar al volante».

En la misma sintonía, la vicepresidenta de Estrellas Amarillas La Plata, Claudia Prieto, remarcó: «Estamos acá para educar y concientizar. Le decimos sí a la vida y no queremos sumar una estrella más al cielo». Asimismo, señaló que «los que más pierden la vida en siniestros son los jóvenes de 14 a 35 años. Por lo que nuestra tarea también se centra en concientizar a los más jóvenes».

El siniestro en el que perdieron la vida Liliana Altamiranda, 54 años en ese momento, y su hija Evelin, de apenas 23, ocurrió el 12 de marzo de 2020 cuando el Ford Kuga que conducía con 2,25 gramos de alcohol por litro de sangre el empresario Ariel Sack, embistió en el semáforo sobre el kilómetro 54,3 de la Ruta 3, contra el Volkswagen Gold Trend en el que circulaban las víctimas. Además, en el hecho resultó herido de gravedad Matías Melendres, hijo de Liliana y hermano de Evelin.

Bajo el lema, «De vos depende no sumar una estrella más al cielo», la Asociación Estrellas Amarillas sigue trabajando para concientizar a la sociedad en la responsabilidad a la hora de conducir.

INFOLAPLATA