La Plata : Avanza el plan de remoción de vehículos abandonados del Municipio

Para promover un entorno seguro, limpio y ordenado, la Municipalidad de La Plata lleva adelante un plan de remoción de vehículos que se encuentran abandonados en la vía pública.

Tras constatar que hayan pasado 15 días sin que el rodado se haya movido del lugar, la denuncia es registrada por la Oficina de Gestión de Reclamos y redirigida al área de Tránsito para que los inspectores le coloquen una oblea de notificación y abran un acta de comprobación detallando los datos del vehículo abandonado. 

A partir de ese momento, y de acuerdo con el artículo 48 de la Ley de Tránsito 24.449, el propietario cuenta con un plazo de 10 días hábiles para retirarlo de la vía pública. Caso contrario, y según el artículo 5 de la mencionada norma, el mismo es removido y trasladado al depósito municipal ubicado en calle 21 y 527 de Tolosa, y se labra un acta de infracción.

Para la concreción del procedimiento, la Dirección de Tránsito del Municipio dispone de una grúa para acarreo de vehículos y un camión almeja para la remoción de carrocerías con dos choferes y dos inspectores que realizan las tareas los días hábiles en el horario de 8:00 a 15:00. 

ACARREO DE VEHÍCULOS ESTACIONADOS EN ESPACIOS PROHIBIDOS

En simultáneo a las tareas de remoción de rodados abandonados, la Municipalidad de La Plata lleva adelante operativos de control diarios tendientes a detectar y retirar vehículos que se encuentran estacionados en espacios prohibidos, como garajes, rampas para personas con movilidad reducida o paradas de colectivos, entre otros.

Para ello, dispone de 6 grúas que funcionan los días hábiles de 8:00 a 14:00 y 4 que lo hacen de 15:00 a 18:00; mientras que los días sábados cuenta con 2 grúas que trabajan de 8:00 a 14:00, siempre con un chofer y un inspector.

Al momento de acarrear el vehículo mal estacionado y trasladarlo al depósito municipal, el inspector a cargo realiza y ubica en el lugar donde se encontraba el vehículo una oblea notificadora y labra la correspondiente acta de infracción, que es enviada al Juzgado de Faltas para que continúe con el procedimiento.

Para retirar el vehículo, el propietario debe acercarse al depósito municipal con su DNI, la licencia de conducir, la cédula de identificación del automotor y el comprobante del seguro, y abonar la tasa de acarreo. En caso de pertenecer a una empresa, el interesado debe presentar un poder que lo habilite como representante de la persona jurídica. 

Según las estadísticas de la Dirección de Tránsito municipal, la infracción más frecuente es el estacionamiento delante de garajes y rampas para personas con movilidad reducida y, en segundo lugar, obstruyendo paradas de colectivos.